Scroll to top

Ecuador y el mundo


FIDEVAL - 18 julio, 2019 - 0 comentarios

En el transcurso de los últimos seis meses, la atención de los ecuatorianos se ha centrado en los procesos políticos y legales locales de turno, y en entender que significa la consecución del acuerdo con el FMI.

En el mismo lapso de tiempo, el mundo ha tratado de digerir el impacto de la guerra comercial entre Estados Unidos y China; y entre Estados Unidos y la Comunidad Europea, entre Japón y otros países asiáticos; el mundo se debate entre encontrar la solución monetaria y cambiaría para impulsar el debilitado estado de crecimiento económico mundial, dado la falta de estímulos fiscales por parte de las economías predominantes.

Si consideramos los conflictos bélicos en países de Medio Oriente, y en África, la migración de cientos de miles de personas hacia Europa,  el desplazamiento causado por la guerra en Siria, y el grado de deterioro en la relación de Irán con el mundo, que ha llevado a que estemos más cerca de que Irán tenga misiles nucleares a su disposición y sumemos los ataques a cargueros de petróleo, definitivamente que es imprescindible el entender como cada uno de estos eventos tanto en el lado económico, cuanto en el geopolítico afectan a nuestro país.

Tasas de Interés Mundiales

Predominante en el mundo son las decisiones que tomen el Banco Central de Estados Unidos, de la Comunidad Europea, y Japón sobre tasas de interés. En año 2008 fueron las acciones coordinadas de esos centros monetarios los que permitieron armar vías de salida a la crisis mundial, desde luego acompañado en esa época de acciones acordadas por los países del mundo occidental y de China para aumentar el gasto fiscal y así lograr mantener el grado de crecimiento de la economía mundial.

Beneficiarios de ello fueron países emergentes, como Ecuador, vía el aumento de consumo en el mundo y por ende de la demanda de productos primarios agrícolas y minerales, a la par del precio del petróleo.

En esta ocasión, Julio 2019, y como resultado de la ausencia de incentivos fiscales en los países que conforman el G20 desde hace más de un lustro, todo el peso para salir de la recesión esperada a nivel mundial ha recaído nuevamente en el manejo de la política monetaria, por ende, con un fuerte impacto en política cambiaría para los países emergentes. Los movimientos de tasas de interés llevarán a una guerra de monedas predominantes en el mundo: US dólar, Euro, Yen, y Renminbi o Yuan.

El impacto de movimientos en tasas de interés en Estados Unidos, en la Comunidad Europea, y en Japón para Ecuador, que no tiene política monetaria, crea oportunidades y desafíos.

Crecimiento De la Economía Mundial

Si en el segundo semestre del 2018, la expectativa del crecimiento de la economía mundial era del 3.6% para 2019 y 3.5% para 2020, a estas alturas del 2019, esas proyecciones están disminuidas a niveles menores cercanos al 2.5%.

El impacto de la guerra comercial entre Estados Unidos y China, de Estados Unidos con la Comunidad Europea, entre Japón y otros países del Sudeste asiático, apenas se ha empezado a sentir en los países emergentes, y casi nada en Estados Unidos (crecimiento esperado del 2% del PIB en 2019). Los países de la Comunidad Europea ya venían con un estancamiento de sus economías, fruto de problemas de diversa índole en cada país, incluyendo el que la recuperación de la crisis del 2008 en dicha región fue siempre más compleja y dispareja (se estima crecimiento de apenas 1% en este año). Japón ha mantenido su estancamiento por más de una década (crecimiento del 1% del PIB). China por su lado que ha tenido que enfrentar no solo la guerra comercial con Estados Unidos, sino también la necesidad de ordenar su sistema financiero y bancario legal e ilegal, y reducir el gasto fiscal – el nivel de inversiones de capital que habían mantenido el grado de crecimiento de su economía en niveles del 7% por año- terminará 2019 con un crecimiento del PIB de solo 6.1%, y se espera aún menor (6%) el 2020. India, la otra economía que tiene potencial de crecimiento económico importante para el mundo, mantendría un crecimiento del 6% del PIB en este año.

El solo llegar a nuevos acuerdos comerciales no será suficiente para restablecer el crecimiento de la economía mundial a niveles cercanos al 4% por año. Sin embargo, marcaría un reverso de la tendencia de debilitamiento actual.

Una marcada desaceleración del crecimiento de la economía de los países desarrollados, más China e India, significa que el crecimiento del volumen de las exportaciones de Ecuador sea limitado, y que los exportadores tengan que bajar precios para competir, a más de haber tomado acciones para mejorar niveles de productividad.  Todo esto significaría un menor ingreso de divisas al País.

Oferta y Demanda de Petróleo Mundial

La oferta y demanda mundial de petróleo fluctúa alrededor de 95 millones de barriles diarios.

Los países de OPEC representan un tercio de la producción mundial, y Rusia produce más de 10 millones de barriles de crudo diarios. En conjunto representan aproximadamente el 40% de la producción mundial.

Estados Unidos por su lado ya produce más de 10 millones de barriles de crudo diarios, en gran parte en base a la incorporación de explotación petrolera en los últimos 10 años mediante “fracking”.

La volatilidad en el precio de crudo se da por el nivel de producción mundial vis a vis la demanda, el nivel de inventarios de crudo y derivados en el mundo, los conflictos bélicos y geopolíticos en Medio Oriente, y el impacto de fenómenos naturales (ej.: huracanes en el Golfo de México).

Ecuador requiere al menos mantener el volumen de producción de crudo, aproximadamente 540.000 barriles diarios, y conseguir precios piso de $50 por barril, para tener estabilidad en su ingreso fiscal.

 

El mayor crecimiento del PIB en Nuestro País solo se dará cuando exista mayor inversión del sector privado, a la par de acciones que permitan equilibrar las finanzas públicas y que crean confianza a locales y extranjeros.

Fundamental sin embargo, es entender a profundidad el impacto de decisiones y eventos de índole mundial a Nuestro País, y por ende considerar decisiones y acciones que permitan establecer redes de soporte de la economía ante eventos naturales, o de orden externo que atenten contra la estabilidad económica de Ecuador, y redes de soporte social que permitan acelerar el mejoramiento de la calidad de vida de la mayoría de ecuatorianos.

Iván Andrade Apunte

Noticias Relacionadas: